20
Dom, Ago

¿Cómo es esto posible? La clave está en compartir, en hacer extensiva la economía colaborativa a las energías renovables. Actualmente miles de familias en Alemania producen energía y la comparten a través de un sistema digitalizado.

Luca Ferrari Pedraglio, investigador del Centro de Geociencias de la Universidad Nacional Autónoma de Yucatán (Geociencias UNAM), enfoca su labor en el estudio de la tectónica regional de México y el Caribe, así como en las relaciones entre magmatismo, tectónica y geodinámica con aplicaciones para la exploración geotérmica y para recursos minerales.

Las células solares se aproximan paso a paso al mundo de la biología. Tanto es así que un equipo científico acaba de mejorar la estabilidad y el rendimiento de las celdas electroquímicas usando pigmentos vegetales, en concreto membranas de tilacoide y extracto de frambuesa enriquecido con antocianina. Esta nueva vía podría dar paso a una nueva generación de sistemas fotovoltaicos totalmente limpios, además de asequibles.

A las faldas de Sierra Nevada de Santa Marta, protegida por el sistema montañoso litoral más alto del mundo, la comunidad Wiwa de Seyamake vive arraigada en su entorno como un elemento natural más. Desde su nacimiento, este pueblo del norte de Colombia, en el municipio de Dibulla, concibe la relación con su hábitat desde la simbología, el rito ancestral y el culto a lo sagrado.

2016 sería el segundo año consecutivo en que las tecnologías no emisoras de CO2 (energías renovables y nuclear) habrían aportado más energía adicional al consumo energético mundial que los combustibles fósiles (petróleo, gas y carbón), según datos de BP.

Es la primera fase del proyecto iniciado por Panda Green Energy y por el programa de desarrollo de las Naciones Unidas.

eTree, una unidad de captación de energía solar totalmente independiente y diseñada como si de un árbol posmoderno se tratase.

Un nuevo sistema integral, forzado y autónomo para integrarlo de forma sencilla en cualquier vivienda o edificio, usa tecnología solar térmica para la producción de agua caliente.

Una calefacción ecológica y desmontable para viviendas rurales, diseñada con bloques de hormigón y conductos de agua estancada, y alimentada por energía captada del sol, es la idea a la que dan forma investigadores de la Universidad de la Plata.